LOCALES

25 de enero de 2016

Ladrillazos, tiros, robo y el incendio de una vivienda por un crimen en Federal

Un grupo de personas agredieron con piedras, ladrillos y balazos, a la vivienda de un vecino, a la que le prendieron fuego luego de robar algunos elementos. Amenazaron de muerte a una persona a la que involucran con un crimen.

Fue lo que ocurrió en las primeras horas de la noche de este domingo sobre la calle 12 de Octubre, entre Santa Fe e Itatí de la ciudad de Federal. Personas, cuya identidad se intentaba establecer, agredieron con piedras, ladrillos y balazos, a la vivienda de un vecino, a la que según trascendió, le prendieron fuego luego de robar de su interior algunos elementos, publicó Federal al día. Había ocurrido algo similar, aunque menos grave, el sábado por la tarde y noche. Desde las sombras vecinos inferían amenazas de muerte para una persona a la que involucran con el crimen de un joven, al que apuñalaron en el pecho en el centro de la ciudad el año pasado.

Luego de un rato en el que los incidente se producían en "tierra de nadie", y hasta la llegada del grupo especial de infantería de la policía departamental, varias patrullas, y funcionarios de la fuerza, pudo comenzar a ponerse un poco de orden en el incidente que se había producido sobre la calle 12 de Octubre del barrio El Silbido, donde un grupo de forajidos ataco con piedra, ladrillos, e incluso según se escuchó con arma, la propiedad de un vecino al que involucrarían con un crimen ocurrido en 2015. Lograron sacarlo de la casa, y tras robarle algunos elementos, le prendieron fuego a la humilde vivienda, la que quedó totalmente destruida; ya que cuando la unidades de bomberos voluntarios pudieron acercarse al lugar, luego de esperar la policía se los autorizara, las llamas ya habían avanzado y consumido todo.

Las tropas policiales tuvieron al frente al Jefe de la División Operaciones y Seguridad, Ariel Medrano, y estuvieron supervisadas por el Jefe Departamental, Comisario Inspector Mario Zárate, quien también estuvo en el lugar, junto con un numeroso grupo de oficiales, suboficiales y agentes.

La policía realizó varias detenciones en las viviendas vecinas, con el reproche de familiares, que entre gritos e insultos hacia los funcionarios, amenazaban desde las sombras con que esto no terminaría aquí, sino que matarían "al violador". (Federal al Día).-

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios